jueves, 12 de septiembre de 2013

-Hola.
+ ̶P̶e̶n̶s̶a̶b̶a̶ ̶q̶u̶e̶ ̶n̶o̶ ̶v̶o̶l̶v̶e̶r̶í̶a̶s̶ ̶a̶ ̶h̶a̶b̶l̶a̶r̶m̶e̶.̶ Hey.
-¿Como estas?
+ ̶T̶r̶i̶s̶t̶e̶.̶ Bien, ¿y tú?
- ̶H̶e̶c̶h̶o̶ ̶m̶i̶e̶r̶d̶a̶. Bien, también
+¿Que es de tu vida?
-̶M̶i̶ ̶v̶i̶d̶a̶ ̶d̶e̶j̶o̶ ̶d̶e̶ ̶s̶e̶r̶ ̶v̶i̶d̶a̶ ̶c̶u̶a̶n̶d̶o̶ ̶d̶e̶s̶a̶p̶a̶r̶e̶c̶i̶s̶t̶e̶ ̶d̶e̶ ̶e̶l̶l̶a̶. Genial. ¿Y la tuya qué?
+ ̶T̶e̶ ̶e̶c̶h̶o̶ ̶d̶e̶ ̶m̶e̶n̶o̶s̶. Muy bien. Estoy con alguien *-*
- ̶Q̶u̶e̶ ̶r̶á̶p̶i̶d̶o̶ ̶t̶e̶ ̶o̶l̶v̶i̶d̶a̶s̶ ̶d̶e̶ ̶m̶i̶.̶.̶x̶d̶. Oh! Me alegro, tonta.
+ ̶¿̶T̶e̶ ̶a̶l̶e̶g̶r̶a̶s̶.̶.̶?̶ ̶b̶f̶ . Gracias. ¿Y tú? ¿Le tienes puesto el ojo a alguna?
-̶S̶i̶ ̶p̶u̶d̶i̶e̶s̶e̶ ̶s̶a̶c̶a̶r̶t̶e̶ ̶d̶e̶ ̶m̶i̶ ̶c̶a̶b̶e̶z̶a̶,̶ ̶q̶u̶i̶z̶á̶s̶ ̶l̶o̶ ̶l̶o̶g̶r̶a̶b̶a̶ ̶y̶ ̶t̶o̶d̶o̶. Pues si, estoy de
rollo con una, me gusta mucho.. quiero algo serio con ella, pero poco a
poco jiji.
+ ̶J̶o̶d̶e̶r̶.̶.̶ ̶t̶e̶ ̶p̶e̶r̶d̶í̶ ̶d̶e̶l̶ ̶t̶o̶d̶o̶. Ah, ok.
-̶E̶s̶ ̶d̶i̶f̶í̶c̶i̶l̶ ̶e̶m̶p̶e̶z̶a̶r̶ ̶a̶l̶g̶o̶ ̶s̶e̶r̶i̶o̶ ̶c̶o̶n̶ ̶a̶l̶g̶u̶i̶e̶n̶ ̶c̶u̶a̶n̶d̶o̶ ̶s̶i̶g̶o̶ ̶e̶n̶a̶m̶o̶r̶a̶d̶o̶ ̶d̶e̶ ̶t̶i̶.
Borde.
+ ̶C̶o̶n̶ ̶u̶n̶ ̶p̶a̶r̶ ̶d̶e̶ ̶b̶e̶s̶o̶s̶ ̶s̶e̶ ̶m̶e̶ ̶p̶a̶s̶a̶.̶. Es lo que hay.
-̶N̶o̶ ̶t̶i̶e̶n̶e̶s̶ ̶p̶o̶r̶q̶u̶e̶ ̶p̶o̶n̶e̶r̶t̶e̶ ̶c̶e̶l̶o̶s̶a̶,̶ ̶s̶o̶l̶o̶ ̶t̶e̶n̶g̶o̶ ̶o̶j̶o̶s̶ ̶p̶a̶r̶a̶ ̶t̶i̶.̶.̶. Eres una niñata.
+ ̶T̶u̶y̶a̶. Y tú un inmaduro de mierda.

sábado, 7 de septiembre de 2013

Perdona pero quiero casarme contigo (Capítulo 47)

¿Y nuestra felicidad? Piensa en la belleza de una trayectoria juntos, en caer y volver a levantarse, en amar y perdonar, en mejorar juntos, cogidos de la mano en todo momento y con los corazones unidos aunque se esté lejos.

Perdona pero quiero casarme contigo. (Capítulo 47)

Llevo varias noches sin dormir tratando de encontrar las palabras adecuadas que te permitan comprender cuánto te quiero, hasta qué punto tu sonrisa, tu aliento, cada uno de tus movimientos son la razón de mi vida. Me gustaría poder resistir, decir que no es así, hacer como si nada..., pero no puedo...

miércoles, 4 de septiembre de 2013

Perdona pero quiero casarme contigo (Capítulo 26)

Todavía ignora lo que Alex acaba de decidir, porque a veces las decisiones, poco importa que sean graves o pequeñas, se toman por las razones más variopintas y nadie sabe verdaderamente cuál ha sido el instante, la sensación, la molestia o la conmoción que nos ha empujado a hacerlo. Y, sin embargo, ocurre.

Perdona pero quiero casarme contigo. (Capítulo 25)

Que la pasión, incluso la más fuerte, se desvanece. Y el aburrimiento pasa a ocupar su lugar. La costumbre. Y todo parece igual. Apagado. Sin estímulos. Y el amor, ése que se describe en los libros y en las películas, resulta ser una mera fantasía. En ese momento se abren dos opciones: romper o engañar. Para renovarse. Para recordar cómo era esa poderosa sensación que te devoraba el estómago cuando pensabas en él. O en ella. En estar juntos. Y se sigue así, atrapados en un círculo vicioso de hipocresía en el qe ninguno de los dos tiene el valor de decirle al otro que el sentimiento ha cambiado, que se ha agotado, que ha desaparecido.

Perdona pero quiero casarme contigo. (Capítulo 19)

"Si soy celoso, sufro cuatro veces: porque soy celoso, porque me reprocho el hecho de serlo, porque temo que mis celos acaben hiriendo al otro y porque me dejo someter por una banalidad, es decir, tengo miedo de ser excluido, de ser agresivo, de estar loco y de ser como los demás." Pues bien, esto es lo que dice Roland Barthes en sus Fragmentos de un discurso amoroso. Hablaba de los celos. ¿Qué es más morboso, más difícil de determinar? Los celos siempre han existido... Pensad, que por lo visto, tenemos una endorfina que los genera de manera automática, como un indicador que se enciende, que señala el peligro o, mejor dicho, la avería...
Y sí, en mi opinión de La Rochefoucauld, en los celos hay más amor propio que amor.
Pero nuestro François de La rochefoucauld no se detuvo ahí; añadió que hay una única clase de amor, aunque existen innumerables parejas diferentes...
El amor es como un tatuaje, primero te hace creer que va a ser para siempre, pero con el tiempo se hace borroso, te cansas y intentas quitarlo con láser y estonces, queda una marca, la cicatriz de que estaba allí, o lo tapas con otro pero sigues recordando que en ese mismo lugar estuvo aquel tatuaje. @andreagarciatendero

Vídeos

Loading...